Diario Plaza 109 julio 23, 2018

El ministro de Energía, Javier Iguacel, admitió que la electricidad y el gas en Capital Federal y Gran Buenos Aires aumentarán hasta 30 por ciento en lo que resta del año. El funcionario trató de minimizar la suba con que argumento de que el “único ajuste” que tendrán las tarifas “será por inflación”.

Según el funcionario, el servicio de gas tendrá un nuevo ajuste, que “no va a ser más del 25 por ciento, mientras que el aumento en la electricidad será de “menos del 30 por ciento”. Los aumentos se sumarán a los que ya vienen soportando los usuarios. El mismo Iguacel admitió que “ahora están llegando las facturas de gas, que son duras”.

El ministro explicó que “tanto en el gas como en la electricidad, las facturas tienen tres componentes: el costo de la energía, el transporte y la distribución”. “Transporte y distribución son contratos que se renegociaron en pesos, y se ajustan en pesos, por inflación”.