Diario Plaza 109 agosto 21, 2018

La presidenta del Poder Legislativo Elida Cuesta y las diputadas María Elena Vargas, María Lilián Fonseca y Nadia García Amud participaron este sábado del Evento Brilla Mujer II, que se llevó adelante en la Casa de las Culturas para concienciar sobre la donación de cabello para la confección de pelucas destinadas a pacientes oncológicos. Esta participación se llevó adelante en el marco del tratamiento del Proyecto de Ley N°1244/18 que busca crear un Programa de Reparación Estética para Pacientes que fueron Sometidos a Tratamientos Oncológicos.

 

Durante dicho evento organizado por la Fundación Brilla Mujer, del cual participó la reconocida asesora de moda Matilda Blanco, se llevaron adelante desfiles y demostraciones sobre la metodología para realizar la donación de cabello y se resaltó la importancia que tiene esta acción para cientos de pacientes en toda la provincia.

La titular de la Legislatura destacó el trabajo diario que lleva adelante esta fundación, que tiene por objetivo mejorar el confort de vida de los pacientes oncológicos a través de distintos tratamientos estéticos de manera gratuita. “Ya sea por las altas temperaturas o por cuestiones de tratamiento, muchas mujeres no pueden utilizar pelucas cuando se encuentran realizando quimioterapia, por lo que también buscamos imponer el uso de accesorios como turbantes y pañuelos”, aseguró la diputada.

Por otro lado, Cuesta expresó que se busca concienciar y visibilizar la utilización de estos accesorios para que las personas que se encuentran en tratamientos oncológicos recuperen su autoestima y puedan paliar esta enfermedad con una mayor dignidad para mejorar su calidad de vida. “El cabello es algo importante para todos los seres humanos, principalmente para las mujeres y niños, por eso como legisladores tenemos la responsabilidad de analizar este proyecto de ley para enriquecerlo, con el compromiso desde el amor, pensando en el prójimo, teniendo una mirada social hacia quienes padecen esta enfermedad y no tienen la posibilidad de comprarse una peluca”, aseveró la titular legislativa.

 

Tijeras solidarias presentes

La presidenta del Poder Legislativo también destacó la participación de los integrantes de “Tijeras Solidarias”, que explicaron la metodología para la donación de cabello, así como también recibieron donaciones de mujeres que asistieron a la gala en la Casa de las Culturas. “Muchas personas no tienen la posibilidad de adquirir una peluca de cabello natural, por eso hay que resaltar el trabajo de estas personas que sin pedir nada a cambio, brindan este servicio demostrando un espíritu de solidaridad increíble”, agregó.

Por su parte, la diputada Nadia García Amud manifestó que el evento es un gran gesto que permite generar conciencia para todos aquellos que desconocen de qué se trata la donación de cabello para pacientes oncológicos. “Lo importante es la causa que está detrás, que tiene que ver con el proyecto de ley para fomentar la necesidad de contar con un financiamiento de apoyo a la confección de pelucas para todas aquellas personas que no pueden acceder”, remarcó.

Para María Elena Vargas, el evento fue muy importante ya que va a ayudar a muchas personas que se han sometido a tratamientos oncológicos y que de esta manera con la donación de cabello, se le proporcionaría de forma gratuita una peluca para transitar su alopecia. “Es un proyecto de ley que va a madurar y va a tener un resultado positivo”, manifestó la diputada al ser consultada por la iniciativa legislativa.

 

Valioso trabajo

La presidenta de la fundación organizadora, María José Reinau agradeció el acompañamiento de los diputados en la promoción y difusión del trabajo que vienen realizando con fines solidarios. “Queremos que esto sea conocido y transmitir la necesidad de los pacientes oncológicos para obtener una peluca que hoy en día tiene un alto costo, es por eso que consideramos que donar cabello, es donar vida”, remarcó.

Para concluir, la invitada de honor Matilda Blanco compartió con los presentes una charla acerca de la moda, de cómo vestir un turbante y un pañuelo. “Es un proyecto fantástico que realizan un grupo de mujeres solidarias y que hay técnicas para que después se renueve de la mejor manera. Hay que animarse a poner un granito de arena en una causa justa para ayudar a muchas personas porque considero que de cualquier forma podemos concienciar y en este caso se realizó moda con solidaridad”, finalizó.